¿Es guapo, eh?– Escrita por: Tommy Wiseau
– Dirigida por: Tommy Wiseau
– Producida por: Tommy Wiseau
– Protagonizada por: Tommy Wiseau
– Presentada ante ustedes por: Wiseau Films
– (Y sí, el de la portada es Tommy Wiseau, por supuesto)
(Leer más)

Esto no es una película, es un museo, una colección, una advertencia, un clásico instantáneo en todas las escuelas de cine de cómo no hacer cine… porque si existiesen 1001 fallos que los cineastas pueden cometer, en esta cinta hay 2001. Asimismo, este excremento del séptimo arte es un showcase, y una prueba irrefutable y contundente de la total y absoluta incompetencia del susodicho Tommy Wiseau en todos y cada uno de los apartados en los participa en esta obra. Habitualmente en Ascor Movies, decimos que en el mundo del cine hay muchos chimpancés atados a cámaras de cine y máquinas de escribir, pues bien, este hombre hace que el trabajo que desempeñan estos simios adquiera ciertos matices calidad que antes no podíamos otorgarles.

Supuestamente estamos comentando un drama, pero la verdad, mientras miraba perplejo a la pantalla con una mueca de incredulidad, no podía evitar pensar que se trataba de una sitcom… pero mala de cojones. Incredulidad que poco a poco se fue transformando en resignación, resignación que fue derivando en tendencias suicidas, tendencias suicidas que afortunadamente no llegaron a ningún lado ya que este quiste del séptimo arte se terminó antes de llegar a más. Aunque el primer pensamiento siempre será aquel de “esto es una broma” con el que nuestro cerebro se defiende habitualmente, pero no, pese a que al principio pensaremos: “Esto es una broma. Esto es una broma y estos “”actores”” van a empezar a actuar ahora, ¿verdad?” …no, no lo van a hacer. Y si bien los demás tienen algún tipo de excusa porque realmente no son actores, quien no tiene excusa ninguna es el señor Wiseau, porque ha estudiado para actor en 3 escuelas distintas, porque no habla bien inglés, porque no tiene ni zorra de actuar, porque rellena constantemente los diálogos con su irritante risita, porque no tiene ni zorra de interpretar las escenas y diálogos que el mismo ha escrito, porque no tiene ni zorra de actuar, porque no sabe que un coño no está precisamente a la altura del ombligo… Pero eso queda para luego… Afortunadamente no debo ser el único que comparte la misma opinión, porque resulta que cuando este individuo estrenó la cinta y vio que la gente se meaba de la risa, ni harto ni perezoso ¡decidió venderla como “comedia negra”!

Tommy interpreta a Johnny, un banquero… pero vamos a ver, con la melena encrespada de león africano que lleva el retrasado este y su traje y camisa arrugados y sin lavar de hace 2 semanas, ¿¡cómo cojones lo van a querer en un banco!? Pero bueno, en los mundos de fantasía de Tommy Wiseau eso es factible, y de hecho anda detrás de un ascenso a director. Su buen estatus se ve respaldado por líneas de diálogo estelares como una que decía algo así como: “Hoy ha ido bien. Tenemos un nuevo cliente… (pausa para intentar recordar el guión) en el banco. Ganamos mucho dinero.” Johnny vive con su novia Lisa, una mala pécora que solo está ahí porque le interesa parcialmente su dinero, pero a ella lo que le va es fornicar con cualquiera, especialmente el mejor amigo de Johnny… La madre de Lisa aparece de seguido durante la película únicamente para recordarle a ella que debe quedarse por el dinero. También anda entrando y saliendo en escena constantemente un supuesto chaval de 18 años interpretado por un tipo que debe de tener por lo menos 25, que como buen actor no es precisamente, quiero pensar que trata de interpretar a un chaval con cierto retraso mental… ya que si a alguien le dicen “Vamos a echar la siesta *guiño* *guiño*, y 3 son multitud *guiño* *guiño*, a nadie se le pasa la cabeza entrar durante los preliminares a cojinazo limpio en plan fiesta de pijamas.

¿En serio tengo que tragarme una pelea de almohadas?

¿En serio tengo que tragarme una pelea de almohadas?

Después de echar de la habitación al niño tonto, tiene lugar la escena de sexo más larga, soporífera, absurda y ridícula de toda la historia del cine (bueno, vale, solo superada por la de Crank…) De hecho, apostaría fuerte a que la banda sonora que la acompaña también va de la mano del señor Wiseau, porque la escena no termina hasta que se termina el tema, que es malo de cojones, como todo en esta película. Interminable escena que se ve amenizada por la carencia de conocimiento del señor Wiseau de la anatomía femenina, ya que se hace el cachondeo cuando aparentemente está penetrando a su novia por el ombligo, porque a esa altura otra cosa no hay.

El resto de la película se basa en los problemas de esta pareja, el mejor amigo de Johnny repitiendo su frase de: “Johnny es mi mejor amigo, no puedo hacerle esto” y Johnny que debe ser tan retrasado como el crío que anda por ahí suelto, que no se termina de enterar de lo que está ocurriendo. Existen varias tramas secundarias, pero las que no son ridículas, reciben un tratamiento ridículo, o simplemente se exponen y son olvidadas durante el resto de la película. Algunas podrían ser:

  • – Lisa y su madre pillan a 2 amigos de la pareja dándose el lote en su casa (porque la casa siempre esta abierta de par en par y siempre hay gente entrando o saliendo en escena), pues a estos 2 lujuriosos invitados no se les vuelve a ver el pelo en todo el metraje.
  • – La madre de Lisa le confiesa que ya tiene los resultados de los tests, y han salido positivos: tiene cáncer de mama. Lisa ni se inmuta y parece no importarle una puta mierda, y el tema también es olvidado durante todo el resto de la película.
  • – Al “niño” viene a darle una paliza un tipo con una pistola por un tema de drogas. Los protas largan al tipo, le quitan la pistola, y realizan una estúpida escena pseudo-dramática donde se pasan como 5 minutos preguntándole “¿Por qué?”. Obviamente, el tema de las drogas no vuelve a tener ningún tipo de secuela en el guión.
  • – O cuando a Lisa se le ocurre inventarse que está embarazada de Johnny… pero vamos a ver ¿¿¡¡SI NO QUIERES VIVIR CON ÉL PORQUÉ TE INVENTAS SEMEJANTE COSA!!?

Como pueden ver, esto es un despropósito generalizado, y todavía no he entrado en profundidad con los millones de fallos que se suceden continuamente, objetos que cambian de mano en los planos de los personajes sin cesar, objetos que aparecen mágicamente puestos encima de los muebles cuando hace unos segundos no estaban, que el edificio en el que viven parece que tenga piernas ya que el paisaje de fondo del ático nunca aparece 2 veces en la misma posición… vamos, un no parar.

Afortunadamente, Johnny es un puto cobarde, y antes de enfrentarse a la situación que se le avecina, decide suicidarse. ¡Gracias! porque  justamente iba a hacerlo yo mismo, maldito cabrón. Y es que ni cuando se muere este inepto, terminan los despropósitos de la película… la pistola, es la misma del traficante de drogas, y cuando descubren el cadáver, los actores se equivocan y gritan “Tommy!” en vez de “Johnny!”… patético.

Antes de irme, me gustaría dejarles con las que son, a mi parecer, es la escena  y la frase estrella que más me han marcado en toda la cinta. La escena: la de la floristería. ¿En serio no tenían ni 5 minutos para intentar rodar esto un par de veces. La ridiculez de la escena sobrepasa cuotas de absurdidad nunca vistas… por favor, deleitense con la escena:

Desde el “Ah, hola Johnny, no te había reconocido”, ¿¿¿¡¡¡CÓMO MIERDA NO RECONOCES AL FRIKI DEL PELO DE CAVERNÍCOLA, LAS GAFAS DE SOL, Y EL TRAJE BARATO!!!???, hasta el “Buenometengoqueirtomaquédateelcambiobuenperritoadios”, todo está paupérrimamente al nivel del resto de la película.

Y la frase estrella: que Yulifero ha subtitulado acertadamente como “Me haces fosfatina”, porque la expresión que se usa en inglés, suena igual de cutre.

Si quieren saber más sobre la película, hay mil foros y artículos que la ponen de vuelta y media, y otros tantos que tienen los santos cojones de defenderla… y si realmente disponen de pelotas de acero, también podrían intentar verla, acción que no recomiendo… un cálido saludo, y ¡hasta la próxima! IMDB de la película