Finalmente ha llegado “lo nuevo” del innombrable Uwe Boll a España, y afortunadamente no ha pasado por el cine, ha ido directa a los videoclubs. También es digno de mención el hecho de que el aguerrido “club de los martes” no se haya echado atrás a la hora de proponerla como candidata para su posterior visionado, cosa que sí hicieron con Alone In The Dark. La película hasta parecía que empezaba bien, pero…
…pero sencillamente el señor Uwe Boll no cambia. Por lo que se ve, le ha gustado la trilogía del Señor de los Anillos y ha pueto todo su empeño en grabar su propia película de proporciones “épicas”… eso sí, ya me contará como piensa hacerlo en 90 minutos escasos, porque en esta mierda de película pasan las cosas tan rápido y tan precipitadas que yo no me he enterado de nada. Hagamos un pequeño sumario de lo ocurrido…

Tenemos a una vampiresa interpretada por la terminatrix que trabaja forzada en un circo de abominaciones de la naturaleza, y va y se escapa. También hay unos cazavampiros. Después de escaparse decide sobre la marcha que se va a dedicar a matar y beber sangre de otros vampiros (que con morder el cuello y dar una chupadita ya los deja secos). Habla con una pitonisa, que le recuerda de quien es hija y que es medio vampira y le encomienda una misión, buscar un ojo mágico. Va a un monasterio y tras una sesión cutre de monstruos y trampas a lo Indiana Jones lo recupera y descubre que hay otras 2 reliquias, una costilla y un corazón. Aparecen los malos y los cazavampiros y arrasan el monasterio, capturando a Rayne (la prota). Los cazavampiros la rescatan de una versión cutre de la orgía de Conan el Bárbaro y la encierran en una celda de la central de la sociedad de cazavampiros. Rayne se ofrece a ayudar y tras intercambiar 3 frases con el guaperas, encadena la escena de cama… bueno, perdón, un polvo de peli porno contra los barrotes de la celda. Total, que al final, Rayne aparece en casa del castillo del malo con el corazón-reliquia, le da el palo vilmente dándole la caja del mismo vacía (¿¡Por qué no miran si está dentro!?) y tras un ridículo plan para joder el ritual de las 3 reliquias, muere todo el mundo y fin.

Como ya me mencionado, la cosa parece que empieza bien, pero a medida que avanza la película, todo se acelera cada vez más y todo alcanza dimensiones cada vez más ridículas. A continuación voy a mencionar una lista de detalles que hay que tener en cuenta a la hora de ver “esta cosa”

  • Los vampiros son vulnerables al agua (ya ni agua bendita hace falta, ¡Como cambian los tiempos!)
  • Si es de día, no pasa nada, se les pone una manta por encima y listo.
  • ¿Qué hacen en esta mierda tantos actores conocidos?
  • Las coreografías de las distintas peleas… sencillamente ridículas, sin inspiración, sin contundencia y a cámara lenta.
  • Ninguna de las espadas de la película tiene filo o punta (eso refleja la pandilla de trencos que eran actores y dobles).
  • En la escena de sexo, el machote aguanta 15 segudos (más del doble que Christian Slater en Alone in the Dark)
  • Al cabo de un rato de que Rayne haya asimilado el ojo, el ojo derecho deja de ser verde (como la reliquia).
  • Venden la polvora china como novedad en el siglo XVIII (sabe dios cuantos siglos llevaría ya en Europa).
  • La oveja sigue como si nada despues de que la degollen.
  • En el público que observa el espectáculo de circo hay un tipo que lleva un reloj de pulsera moderno (ilustrado en la foto de arriba… ¡Bonito Rólex, señor!).
  • A todos los vampiros siempre se les pone la cara “fea” para pelear, menos a Rayne.
  • Siempre que una espada toca a alguien, salta un chorretón exagerado de sangre cutre hecha por ordenador.
  • Hacia el final de la película… el “plan” en general para joder el ritual y la forma en que los buenos escapan de la celda.

Como imaginareis, hay tantas cosas que mencionar que uno se cansa. Esta mierda en un despropósito enorme, y Uwe Boll ya lo sabe, por eso ha hecho otra película “épica” de 2 horas y media destrozando otro videojuego, concretamente Dungeon Siege… y por si fuese poco ya está en camino Bloodrayne 2. ¡Yo también quiero subvenciones alemanas! Como “bonus” os dejo con un vídeo comentado del polvo de peli porno:

Ficha IMDB de la Película