Braindead: Tu madre se ha comido a mi perro (Braindead – 1992)

-¿Quieres ver una película buena? Pues mírate “Braindead: Tu madre se ha comido a mi perro” es la polla y te ríes mazo con ella… Así es como un compañero de curro me vendió “esto” por que no se como llamarla (aparte de venderme la moto) mientras sostenía en su mano un porrete bien cargado, dato que se me escapó cuando decidí hacerle caso. ¡Y si! ¡¡¡Me odio por ello!!!!